Pierre Rémy – Actualización

Publicado el
12 mayo 2022

Un pequeño repaso a estos dos días de vuelo, algo menos de 350km y algo más de 13h de vuelo.
Lunes, se anuncia un bonito día, una fuerte inestabilidad, del techo pero no mal de viento de Este en montaña y sobre el piedemonte.
Todo empieza bastante bien, me trago los primeros 40 km en apenas 1 hora y tardo casi 1 hora en hacer los siguientes 5 km… ¡Este vuelo ha sido una auténtica lucha contra el viento, pero no me dejo llevar, no he puesto mi día para rendirme! Finalmente, tras 6 horas de lucha entre el viento y la lluvia, consigo completar un triángulo de 140 km.
Track del lunes

Así que, un poco frustrada y enfadada, pospuse mi martes, cancelé mis citas y sólo pensé en una cosa, ¡en volar!
Cita a las 11:00 para la lanzadera (Gracias Thierry Bohé) y ¡gazzzz!
Salgo un poco antes del mediodía y comienzo la cabalgata, tratando de no emocionarme demasiado, porque es un poco temprano y mi primer punto de derivación será en la cara Oeste alrededor de la 1 de la tarde…
A diferencia de mis hábitos habituales, me poso, enrollo casi todo lo que pasa como un verdadero turista.
Al final ha dado sus frutos, nunca doy tumbos, siempre llego por encima de los relieves y mi velocidad media está por encima de los 30km/h.
El viaje continúa y a pesar del habitual bajón hacia Lourdes sigo en buen momento, paso por Campan todavía en modo percusión, y a la altura de Sarrancolin me viene una idea, dos mensajes a Benoit Fabre «¡200 o voy a tierra! ¡Me voy a Oo»!
Así que me desvío hacia Luchon, se acabó el piedemonte, el momento es bueno, ¡creo que el 200 va a reventar! Finalmente, cambio de opinión y apunto a Antenac, mi GPS indica 200, ¡sólo tengo que volver! Pero claro, todo se complica, tenía que ser así en algún momento… Me pongo a chorrear y termino en Oo (sí, ya sé que en un momento dado tenía pensado ir allí) Miro la terraza de Vincent Vincent pensando que me atenderá como siempre si paro allí, pero no, ni hablar, saco el dedo y aunque ya son las 16:30 y aún me quedan 70km para volver no me rindo, ¡pero va a hacer calor!
Paso por el Peyresourde como cuando era joven, bloqueo el paso y salgo lentamente por la cara oeste, aunque lo más duro está por llegar ya empiezo a soñar,
Ahora me dirijo al norte para volver al piedemonte y esperar 4 térmicas para volver al noreste.
Voy despacio, aseguro los techos, busco todos los pájaros, miro el suelo como nunca y por fin toco la cara oeste que sube al Montaigut, son más de las 18:30, me quedan 20km, en mi cabeza sé que se ha acabado aunque todavía queda un poco de trabajo… Pero no puedo dejar de pensar en este sueño de adolescente que tuvimos con Pierre Dejous durante casi 15 años, la vuelta de Luchon-Accous, y voy a hacerlo, pero sin él….
La emoción sube en este último tobogán, me deslizo todo lo que puedo, toco la cara norte de la pequeña Caba en el suelo, me quedan 6 km, sé que se acabó, llamo a mi mujer y apunto al rellano donde me esperan las cervezas con Thierry Bohé.
¡Ya está hecho, después de 10 años de intentos por fin he conseguido completar un triángulo de 200 km en la cara norte de los Pirineos en poco más de 7 horas!
Track del martes

https://parapente.ffvl.fr/cfd/liste/vol/20320664

Pierre

Sin ellos ni siquiera existiríamos

Nuestro agradecimiento a:


Patrocinadores Principales


Patrocinadores oficiales


Entidades colaboradoras


Colaboradores

¿Interesado en colaborar con la X-Pyr?

Suscríbete y mantente informado
Contacta
X-Pyr | El desafío pirenaico
© X-Pyr | El desafío pirenaico. Todos los derechos reservados.